Imprimir

Los desafíos de correr grandes maratones

.

Correr una Maratón es un desfío que muchos runners se plantean. Pero correr siete maratones en siete puntos muy especiales del planeta puede ser una aventura a mediano plazo y una experiencia inigualable. Y también para hacer turismo.

 1. Maratón de Honolulu - Hawaii - Estados Unidos de América
Para correr en diciembre, como la tradicional San Silvestre de Brasil, pero se trata de una Maratón de 42K. La Maratón de Honolulu es la cuarta más grande de los Estados Unidos, no tiene límite de tiempo ni de participantes. Se espera que el último participante cruce la línea y todos tienen su medalla y su remera. Suele tener unos 30.000 participantes con una gran presencia de de corredores que llegan desde Japón.
Hawaii es el lugar ideal para las vacaciones en la isla de Oahu, disfrutando de las playas en Waikiki, de los locales de Honolulu, de las historias de los nativos y visitando el Arizona Memorial para recordar lo que ocurrió el día del Bombardeo de Pearl Harbour. Además siempre hay que dejar tiempo para hacer algo de senderismo por los Koolaus.

2. Great Wall Marathon - China
El desafío son las escaleras, subir y bajar corriendo. El Great Wall Marathon va por la Gran Muralla China y es uno de los más exigentes de todo el mundo porque esos 42K tienen la dificultad añadida de los 5.164 escalones. La salida es desde la fortaleza de Huangyaguan, en el segmento mejor restaurado de la muralla.
En un viaje a China no se pude dejar pasar la ocasión del visitar Beijin y la plaza de Tian'namen, con la impresionante entrada a la Ciudad Perdida en uno de sus extremos, el lugar desde el que gobernaron 24 emperadores durante más de 500 años. Y el Palacio de Verano, a donde tenían a bien escapar del calor insoportable de Pekín, además del Templo del Cielo es la recinto sagrado más grande de todo el país. Además de ingresar en los Hutongs, los antiguos callejones que forman los cascos antiguos de las ciudades Chinas. Viviendas ubicadas en torno a un patio cuadrado, si baño ni agua corriente.

3. Safaricom Marathon - Kenia
Una carrera maravillosa que se desarrolla a través de la reserva de vida natural de Lewa, y es uno de los big-five de África. Anualmente, en el mes de junio, la corren unos 1200 valientes que cuentan con la compañía de 1000 cebras, 182 jirafas, 137 rinocerontes y 26 leones, un público muy especial que no ocasiona problemas. Pero pro prevención la organización cuenta con tres helicópteros de vigilancia y 140 rangers armados. Todo bajo control. 
La propia reserva proporciona alojamiento y todas las experiencias necesarias de una estancia en Kenia. Se puede disfrutar de un safari, de noches tranquilas delante de una hoguera o de días de descanso pegado a una piscina con todas las comodidades.

4. Great Ocean Road Marathon - Australia
Una maratón para correr, pero también para vivir una experiencia inolvidable por las vistas: el Océano Austral desde la costa australiana es algo para no olvidar. El Great Ocean Run Festival es en el mes de mayo y no sólo se va a correr sino que tiene muchas actividades relacionadas.
Para hacer algo de turismo, muy cerca está Victoria, que permite explorar Apollo Bay y la pintoresca costa cercana, con restaurantes famosos por sus platos de pescado y montañas con una fascinante vida salvaje y climas muy cambiantes. Conduciendo  por la Great Ocean Road es normal ver canguros en algún campo de golf, y también koalas dormitando sobre los árboles. 

5. Berlin Marathon - Alemania
A lo largo de su historia el Maratón de Berlín ha sufrido una gran transformación. De los 286 participantes que tuvo en 1974 a los casi 44.000 del año 2017 han pasado muchas cosas. Hasta 1980 se corría por el maravilloso Grunewald para pasar luego a las calles de Berlín Oeste. En 1990, tres días antes de la reunificación del país 25.000 personas cruzaron la puerta de Brandenburgo, muchos con lágrimas en los ojos. Hoy en día cubre ambos lados de la ciudad, la parte histórica y los modernos edificios. Es parte de las majors
Ademas, de las calles de Berlín y la Puerta de Brandenburgo se puede visitar el Muro de Berlín y Checkpoint Charlie, el Tier Garden, la Isla de los Museos o subir a la cúpula de la Berliner Dom. Admirar la renovación del Reichstag o pasear por Ku'damm, disfrutar de cafés en las calles de Kreuzberg. Por supuesto, las afueras y una visita a algún campo de concentración deben entrar en la lista, no podemos olvidar la historia porque corremos el riesgo de repetirla.

6. Volcano Marathon - Chile
<El Volcano Marathon lleva solo 5 ediciones y es extremadamente exigente. Este año se corre el 16 de noviembre en la región de San Pedro de Atacama y empieza a una altitud de 4.475 metros cerca del Trópico de Capricornio, al lado del Volcán Lascar. La línea de meta está a unos pocos kilómetros de la pequeña villa de Talabre y a una altitud de 3.603 metros.
La propia organización de la carrera proporciona alojamiento, excursiones y demás a un precio no muy barato, pero la experiencia es única en la vida. Es aconsejable estar unos días aclimatándose en San Pedro, con carreras de entrenamiento, visitas a la Cordillera de la Sal, Valle de la Luna y Valle de la Muerte. 

7. Chicago - Estados Unidos de América
El Maratón de Chicago se corre en la primera semana de octubre. Tiene un trazado plano y normalmente rápido, que empieza y termina en el Grant Park después de recorrer lugares icónicos de la ciudad. Normalmente lo presencian casi dos millones de espectadores y pasa por 29 barrios. También es una de las mejors.
Si de turismo se trata, los primeros rascacielos de norteamérica se construyeron en la ciudad del viento. Chicago es un lugar fascinante con una arquitectura admirable. ES muy bueno quedarse unos días para conocer la ciudad y pasear por la Magnificente Mile, o subir a los miradores de la Torre Willis o la Torre Hancock. Pensar en Chicago es hablar de Frank Lloyd Wright y su Robbie House o su casa estudio, imaginarse a gánsters entrando en el Chicago Theatre o maravillarse con la colección de impresionistas y post-impresionistas del Art Institute of Chicago.